Blogia
Escalambrujos.

Un Turolense en Vietnam. La bahia de Halong y el reparto de Scary Movie

Cuenta la leyenda que un dragón enorme descendio al mar para domesticar las corrientes marinas. Los enormes coletazos que lanzaba descerrajaron las montañas y abrieron grietas en éstas al tiempo que el nivel del agua subía hasta que sólo se vieron los picos más altos. Eso es Halong Bay, un espectáculo de más de tres mil montañas que emergen del agua, repletas de vegetación y  de misteriosas grutas que sirvieron antaño de cobijo para los piratas que surcaban este mar.

 

Nosotros,despues de llegar de Sapa a las 5 de la mañana en un tren nocturno, conseguimos un minibus turístico que nos transportará desde Hanoi hasta halong bay una dos horas más tarde. De modo que nos enlataron, y el concepto de enlatar es bastante benévolo, en un autobus repleto de joviales americanos. Estaba el reparto de Scary Movie al completo. Una castaña mona, que no paro de hablar durante todo el viaje, ella sola, con una voz chillona que resonaba en todo el autobús, era la protagonista del grupo, dirigía la atención de todos hacia ella porque no paro de darle a la húmeda con mucho y elocuente movimiento de manos a su vez, tres horas de infernal y monotono monólogo, y yo en cuclillas encima de mi asiento porque literalmente no me cabían las piernas en el supuesto hueco dedicado a ellas, lo único que quería era que Kenia me tradujera la frase "¿puedes hablar para tu amiga sin que te oigamos el resto del autobus?, ¡ZORRA!, el resto del reparto lo componían las dos amigas con pintas de inteligentes de la jefa, tonta pero mona, de las animadoras del equipo de futbol y para cumplir con todos los cliches dos tipos con cara de muy pocas luces y de gustarles el surf que subieron al autobus con una caja de cervezas. A ellos se les unió un tipo que era clavado al protagonista de "The day of the tentacle" (lo se, soy un frikie) y que tenía una voz que procedía directamente del averno que no paro de repetir que era profesor de la high school del condado de la madre que los parió a todos.Así que ante la perspectiva de pasar dos días navegando con la clase de repetidores del instituto de Conneticut yo me empezaba a poner cada vez de peor humor. Pero afortunadamente a la hora de embarcar todo cambió, el guia nos separó en dos barcos por continentesn y supongo que CI. En uno a los europeos, compuesto por 6 franceses, una sueca, una japo-americana, y aquí, chicos, ahuyo como un lobo al recordarla, tres neoyorkinos, que como todo el mundo sabe NYC no es america y nosotros tres. La bahia de halong es un sitio espectacular, todo mi malestar desapareció en cuanto el barco se adentró entre los acantilados que forman las montañas y navegando en solitario y en silencio vimos ponerse el sol entre las cumbres.

 

Ahora estoy en Nin Bhin, un pueblecito al sur de Hanoi. Tras otras tres horas de suplicio desde halong bay a hanoi en mini bus hemos conseguido plaza en otro autobus hacia aqui solo 20 minutos después de llegar a Hanoi. El conductor del bus, el señor Lee, muy vivo él, ha parado el autobús en otro pueblo llamado Tam toc, diciéndonos que aquello era Nin Bhin, evidentemente el autobus se ha parado frente al hotel de su prima, la señora Xiu. Afortunadamente yo estaba al loro de los carteles y tras discutir con él un buen rato al final ha echado marcha atrás y nos ha llevado a nuestro destino.Donde hemos conseguido un hotel por dos euros y un alquiler de bicicletas por 1 euro al día con las que mañana tenemos previsto recorrer los pueblos de la zona.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

1 comentario

JESUS -

Muy bueno, de verdad ha sido muy divertido, de Vietnan poco ahi a lo que parece cualquier dia los americanos lo convierten en un parque de atracciones, ... la madre que los p.., ¿y no les hiciste una foto?, valgame dios, semejante fauna se la merecia.

En fin, ojo con la bicicleta, no te salgas del carril.

PD No sufras por el Zaragoza, mañana no hay liga osea que no pierde, hoy juega eso que llaman la Roja
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres